Trasciende el Consultorio de Enfermería por su servicio y apoyo a programas de salud

Jesús Alberto Rubio

Dar atención de calidad en consulta y participar activamente en programas de prevención y promoción a la salud como primer nivel de atención, representan dos factores de muy alta importancia para Elizabeth Hernández Bayliss y Perla Stephanía Vázquez Sánchez, responsables del Consultorio del Departamento de Enfermería de la Universidad de Sonora.

Las pasantes de la licenciatura y prestadoras del servicio social en ese espacio universitario, calificaron lo trascendente que significa contribuir en la atención y prevención de enfermedades y al mismo tiempo a que éstas disminuyan el riesgo de complicaciones.

Plantearon que al ser ese espacio un lugar de primer nivel de atención y promoción de la salud, adquieren el compromiso y la responsabilidad de seguir ampliando sus conocimientos para así brindar mejor atención a todo paciente.

Ambas pasantes de la carrera expresaron sentirse muy satisfechas de formar parte de los grandes objetivos del consultorio por todos los alcances que tiene, considerándolo además como una vital área de atención gratuita a la salud de la comunidad universitaria y público en general.

Las responsables del consultorio recordaron la experiencia tenida con un estudiante foráneo de nuevo ingreso a la institución, quien solicitó atención urgente ya que al salir de su casa fue atropellado por un automóvil, cuyo chofer se a la fuga. “Lo atendimos y al final, temeroso, nos preguntó que si el servicio tendría un costo ya que no contaba con los recursos económicos para cubrir el servicio, a lo que le respondimos que no tenía que pagar nada”.

Enriquece su formación

Asimismo, reconocieron que el involucrarse en esa actividad les enriquece mucho su desarrollo académico, ya que les permite formarse de mejor manera al estar en constante aprendizaje mediante estudios de actualización en el área.

“Al estar aquí aprendemos a darle valor a la disciplina y responder a las expectativas que nos planteamos cuando con vocación decidimos estudiar y formarnos en esta carrera”, expresaron.

Por ello, Elizabeth Hernández y Perla Stephanía Vázquez señalaron que como consejo a futuras generaciones de pasantes de la licenciatura interesadas en incorporarse a esa área, a que sean empáticas con el paciente, brindarle interés y confianza y de manera continua entender la importancia del proceso de aprendizaje y la actualización en la disciplina para mejorar la atención, como principal objetivo.

“Dedicamos al consultorio cinco horas de trabajo diarias de lunes a viernes, entre las 8:00 y 13:00 horas, tiempo en el que tenemos actividades tales como atención por padecimientos de la comunidad universitaria así como público en general, curación de heridas, retiro de suturas, entre otras también importantes para el cuidado de la salud”, dijeron, señalando que también dan seguimiento a pacientes con enfermedades crónicas degenerativas.

En general, afirmaron que el consultorio tiene muchas fortalezas por el recurso humano con lo atiende, su estructura y el material necesario para brindar atención, así como los apoyos que recibe del Departamento y el recurso humano con que siempre cuenta. Solamente, añadieron, hace falta darle mayor difusión para que se conozcan todos los alcances que tiene en la atención a la salud dentro y fuera de la Universidad de Sonora.

Consulta, valoración y seguimiento

Para María Olga Quintana Zavala, jefa del Departamento de Enfermería, el consultorio trasciende por dar un servicio de calidad a la comunidad universitaria y público en general a través de la consulta y valoración a personas sanas, así como ofrecer seguimiento a quienes tienen algún diagnóstico sobre alguna patología.

Destacó que a través de tan importante espacio universitario también impulsan acciones de promoción de la salud y prevención de enfermedades como hipertensión, diabetes, cáncer de mama, obesidad y sobrepeso y algunos factores de riesgo para enfermedades cardiovasculares.

Ubicado en el edificio 10D del campus Hermosillo de la Unidad Regional Centro, indicó que ese espacio cuenta con una sala de curaciones donde se realizan intervenciones de enfermería, tales como valoración del estado de salud, aplicación de medicamentos, curaciones, detección de enfermedades crónico degenerativas, cuidado a la mujer en etapa reproductiva, activación física, asesoría nutricional, entre otras acciones.

Además de realizar detecciones de hipertensión arterial, diabetes, cáncer cervicouterino y de mama, entre otros males de salud, indicó que trabajan proyectos de investigación e intervenciones de enfermería, como manejo del estrés y apoyo a las personas que tienen la decisión de dejar fumar, a través del programa Salud y Bienestar, orientado especialmente a los trabajadores de la institución.

Dijo que en este momento, en conjunto con el académico Marcelino Barboza Flores, profesor investigador del Departamento de Investigación en Física (Difus), realizan un protocolo de investigación para medir las diferencias que existen en la termografía de pacientes con VIH y diabetes, en comparación con individuos sanos.

Asimismo, destacó que mediante diversas estrategias atienden la prevención de enfermedades cardiovasculares, fomentan el ejercicio físico, la alimentación sana, estilos de vida saludables, todo enfocado a los cambios de conducta en el comportamiento para lograr en las personas una salud más integral.

Acciones de vinculación

María Olga Quintana señaló que también, a través de ese espacio, fomentan vinculación con la Secretaría de Salud en el Estado para colaborar en campañas de vacunación, además de impulsar en este campus el programa de seguimiento a mujeres de cáncer del programa de la División de Ciencias Biológicas y de la Salud, ello, a través de terapias en el propio consultorio.

En igual forma, agregó que junto con la coordinación del programa académico de la Licenciatura en Enfermería, dan seguimiento y atención a los estudiantes a fin de poder detectar en ellos algunos factores de riesgo de su salud física y mental e, incluso, si es necesario, se les apoya derivándolos a alguna institución de salud.

“En general, el consultorio está abierto para todos, incluso para instituciones para el sector salud, como aquellos centros educativos interesados en conocer cómo se trabaja la atención a la salud en este espacio”, dijo.

Plataforma de enseñanza

Quintana Zavala planteó que el consultorio también sirve de plataforma de enseñanza, ya que la consejería en enfermería es un tema dentro de la promoción de la salud que se tiene que explorar y trabajar más.

“Aquí nuestras pasantes responsables del área, supervisadas por académicos, también aprenden muchas habilidades y tienen el compromiso de seguir actualizando y adquiriendo nuevos conocimientos en la disciplina”, subrayó.

Informó que el proyecto del consultorio lo diseñaron en el 2012 las académicas Remedios Olivas y Guadalupe Galaz, y que actualmente atienden más de 1,200 consultas por año, con financiamiento para las actividades tanto del propio Departamento como de la Secretaría de Salud.